Vivir con un marcapasos, ¿qué se puede y no se puede hacer?

Los marcapasos y desfibriladores son dispositivos que se implantan debajo de la piel, en intervenciones con anestesia local y que se emplean para regular

Los trastornos del ritmo cardíaco en pacientes con enfermedades de corazón.

Realmente, la vida después del implante de un dispositivo de estas características, es prácticamente normal.

Recomendamos un período de aproximadamente 15 días, para recuperarse de la intervención.

marcapasosDespués de la cual, se pueden realizar prácticamente cualquier tipo de actividades, tanto en cuanto a la vida diaria, por ejemplo conducir, volar en avión, no hay ningún tipo de restricción a este nivel.

Únicamente se recomienda no someterse a una exploración muy habitual en medicina hoy en día, que se denomina Resonancia Magnética Nuclear.

La Resonancia Magnética Nuclear es una técnica de imagen, que puede emplearse para muchos tipos de enfermedades.

Enfermedades de origen músculo-esquelético, enfermedades neurológicas o incluso enfermedades cardíacas.

Y se recomienda que los pacientes con marcapasos o desfibriladores, no se sometan a este tipo de técnicas, sin antes consultar con su médico.

Por lo demás el paciente con marcapasos o desfibrilador, puede hacer una vida rigurosísimamente normal y así debe hacerlo.

Fuente: Doctor Ignacio García Bolao, Director del Departamento de Cardiología de la Clínica Universidad de Navarra

Puedes compartir este artículo en:
Facebook Twitter Plusone Linkedin

Leave a Reply

*

Type to Search

See all results

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies